El mundo del condón

Por Regina Swain

Llámesele funda, profiláctico, preservativo o condón, hoy descubriremos todo acerca de esta funda de látex que se ha convertido en el estandarte del sexo seguro
Iniciaremos en una fábrica de condones, donde se utiliza la “:Leche de caucho”, también llamada “Látex líquido” para la elaboración de los profilácticos. El látex y otros compuestos químicos (como el óxido de Zinc) se depositan en unos tanques y se dejan madurar durante dos días hasta que la mezcla está finalmente esté lista para ser convertida en preservativo. Durante la segunda fase del proceso, que se llama “Inmersión del látex”, la mezcla es vaciada en moldes con forma se cilindro, donde solidificará a una temperatura constante. Los cilindros de látex son llevados a una máquina sísmica que da cientos de revoluciones para obtener la longitud final del preservativo. A estas dos fases se le llaman: Inmersión y Dureza, y son las esenciales para que el producto se pueda utilizar. Una vez que terminan las fases uno y dos, es necesario someter el producto a pruebas de calidad para estar seguros de que no tenga grietas y otras fallas, por este motivo, cada condón es llenado con líquido, como se muestra en la siguiente imagen:
Si pasa la prueba de calidad, el preservativo continúa su viaje hacia el proceso de empaque, donde nuevamente se le busca al producto posibles grietas. (Ver la imagen)

Si la máquina no detecta ningún error, lo enrolla y lo envía para ser envasado y distribuido a diferentes tiendas y farmacias en distintas ciudades.

En la variedad está el encanto

Aunque el preservativo siempre cumple la misma función, el mercado para este producto se ha diversificado de forma impresionante. Ahora se les encuentra el todo tipo de colores, con ribetes, vibradores, de sabores, comestibles, aromáticos. El condón es un mundo. Veamos un poco de su diversidad.

La mayoría de las personas está de acuerdo con que “el amor es dulce”, quizás por eso surgió la idea de las paletas condón.
Los condones “Kit Sack” son muy populares en Japón.
El condón perfecto para San Valentín.
Pero si uno no es ninguno, también puedes regalar un ramo de condones
La última moda: preservativos con vibrador y con sabor a chicle
Hace 30 años, la fábrica Hindustan Latex Limited estaba en quiebra. Hoy está a punto de convertirse en el segundo fabricante a nivel mundial de condones, gracias a su innovadora estrategia de mercado: comenzó vendiendo condones perfumados, después pasó a los preservativos fluorescentes y aseguró la erección prolongada con los “all night” y después generó un escándalo político en su país con los condones con vibrador. Ahora fabricará el primer preservativo con sabor a chicle.
Hindustan Latex Limited (HLL) lanzó “Crezendo”, una caja que contiene preservativos con un anillo vibrador en su base (que usa batería) y un pasaporte con la visa “Commonwealth” (al séptimo cielo), algo que no le gustó nada a Kailash Vijayvargiya, Ministro de Asuntos Públicos de Madhya Pradesh (un estado del centro de la India), quien puso el grito en el cielo y exigió la prohibición del preservativo, al que calificaron como “un juguete sexual, contrario a la moral y a las tradiciones indias”. Pero su reclamo resultó vano (pese a que la pornografía y los juguetes eróticos están prohibidos en este país) porque que el Ministro Hindú de Salud no sólo alentó al fabricante sino que alabó su inventiva.
Se armó un escándalo político
Detrás de la polémica, quedó clara la revolucionaria técnica de marketing que ha hecho tan exitosa a esta empresa pública.
Hoy HLL hoy está a punto de convertirse en el segundo fabricante mundial más importante de preservativos. Su gracia: imaginar productos adaptados al mercado local y a las situaciones ―a veces complicadas― que sus usuarios deben enfrentar.
Sus preservativos están entonces perfumados con jazmín, almizcle, rosa o pan massala, una especia muy apreciada en el país. HLL fue también la primera en preocuparse por los hombres que sufren problemas de erección, al lanzar al mercado el preservativo “all night”, que garantiza la erección durante largo tiempo. Y, para aquellos que se sienten perdidos en la oscuridad de su cuarto, el condón fluorescente puso fin a sus preocupaciones.
La empresa india desea conquistar los mercados extranjeros. Ya está presente en 70 países y vende 120 millones de preservativos al año en África. Ahora quiere conquistar Europa, siguiendo el método que tan buenos resultados le ha dado. A pedido de un distribuidor francés, HLL fabricará el primer preservativo con sabor a chicle para el mercado europeo.