Desmantelada, tienda online de drogas

POR Anahi Aradas
Se estima que la red generó 1 millón de dólares por la venta de drogas entre 2007 y 2009, y que contaba con unos 3 mil clientes en 35 países, incluyendo a personas de cada estado de la Unión Americana
(bestpharmguide.com)
Vendían éxtasis, LSD, marihuana, ketamina y varias otras sustancias psicotrópicas ilegales en 35 países del mundo. La logística operaba a través de países como Brasil, Holanda, Argentina o Estados Unidos. Hasta ahí nada los diferencia de otra gran red de narcotráfico, si no fuera porque en este caso sus actividades secretas se realizaban totalmente por medio de Internet empleando sofisticadas técnicas de encriptado de datos.

En la segunda semana de abril, la agencia antidrogas de Estados Unidos (DEA) dio a conocer la detención de ocho de sus presuntos integrantes, miembros de una red que puede considerarse una de las primeras gran start-ups del narcotráfico que salen a la luz en plena era digital.
Atención al cliente
Descrita por algunos blogs de tecnología como una especie de “Amazon de las drogas”, la página The Farmer’s Market (El mercado de granjeros) permitía a sus miembros hacer pedidos mediante formularios de Internet. También contaban con un foro y un servicio de atención al cliente, de acuerdo con un informe de 66 páginas hecho público el 16 de abril pasado por las autoridades estadounidenses.
Los pagos se realizaban vía Western Union, pay pal u otras plataformas como Pecunix e i-Golden, aunque también podían realizarse en efectivo a través de terceros. Luego el dinero iba a parar a cuentas en Hungría, Panamá o Brasil.
De acuerdo con el informe oficial, administradores y usuarios se comunicaban vía mensajes instantáneos encriptados, en un negocio donde la página actuaba como intermediario entre el proveedor y el cliente, a cambio de un porcentaje que variaba según el volumen de compra.
La red al parecer operaba desde 2006 y estuvo activa al menos hasta noviembre de 2011.
Tecnología encriptada
(hivehealthmedia.com)
En un primer momento, detalla el informe, sus integrantes hacían uso de hushmail, un servicio de Internet que ofrece la posibilidad de enviar correos electrónicos y mensajes instantáneos encriptados. Sin embargo, más tarde las operaciones habrían pasado a funcionar a través de la red TOR, la misma que emplean chinos e iraníes para saltarse las restricciones en Internet.
Este sistema hace que sea virtualmente imposible rastrear las actividades realizadas por las IPs que lo utilizan. Los implicados también habrían empleado “anonimizadores” de IP, el número que identifica a cada computador en Internet.
El entramado fue tan sofisticado que llevó dos años a la operación “Adam Bomb”, capitaneada por la DEA, reunir pruebas suficientes para pasar a la acción. “Esto debería enviar un claro mensaje a las organizaciones que utilizan la tecnología para realizar actividades criminales; que la DEA y sus socios los rastrearán y los llevarán ante la justicia”, abundó Briane Grey, agente especial de la DEA a cargo del caso.
Operativo internacional
(hypervocal.com)
Se estima que la red generó 1 millón de dólares por la venta de drogas entre 2007 y 2009, y que contaba con unos 3 mil clientes en 35 países, incluyendo a personas de cada estado de la Unión Americana. El reporte de la DEA desglosa una gran cantidad de correos electrónicos que los integrantes de la banda habrían intercambiado entre ellos desde 2006, pero no detallaron cómo lograron infiltrarse en el sitio o dar con los acusados.
Sólo comentaron que las investigaciones requirieron la cooperación de agentes de varios estados de Estados Unidos, así como de países como Colombia, Holanda y Escocia.
Atrapados. Así fue como detuvieron en su domicilio holandés a Marc Willem, sospechoso de crear y dirigir la página de Internet.
El número dos del grupo fue identificado como Michael Evron, estadounidense residente en Argentina y a quien se aprehendió cuando se disponía a abandonar Colombia. Las autoridades detuvieron al resto de los sospechosos en sus domicilios de Iowa, Michigan, Nueva York, Nueva Jersey y Florida.
Todos han sido acusados por conspirar para distribuir sustancias controladas y lavado de dinero, y algunos de ellos enfrentan cargos por distribuir LSD e integrar una empresa criminal, lo que les puede suponer la cadena perpetua.
Aparte de los ocho arrestos, las autoridades habrían detenido a otras siete personas requisando lotes de LSD, hachís y MDMA, así como plantaciones de hongos psicotrópicos y marihuana.
Tomado de:BBC Mundo. Abril 17, 2012.