Febrero 4, 1968. Neal Cassady: en las vías del tren

Al parecer, el miembro de la Genración Beat se dirigía a Celaya con el propósito de recuperar la “bolsa mágica” que había guardado en la estación (entre otras cosas, su Biblia y sus viejas cartas de Ginsberg y Kerouac)

POR Steve King

 Al parecer, el miembro de la Genración Beat se dirigía a Celaya con el propósito de recuperar la “bolsa mágica” que había guardado en la estación (entre otras cosas, su Biblia y sus viejas cartas de Ginsberg y Kerouac)

(www.myspace.com)

Hace 45 años, Neal Cassady murió, cuatro días antes de cumplir 42. La muerte de Fastestmanalive en San Miguel de Allende, Guanajuato, está rodeada por la leyenda, aunque la causa de su deceso al parecer fue por una sobredosis de droga. Cassady fue encontrado inconsciente al lado de las vías del ferrocarril local, a casi 25 kilómetros de Celaya, donde al parecer se dirigía con el propósito de recuperar la “bolsa mágica” que había guardado en la estación (entre otras cosas, su Biblia y sus viejas cartas de Ginsberg y Kerouac). La imagen de que Cassady trataba de contar los durmientes entre estación y estación –y que mientras agonizaba dijo: “64 mil 928”— es falsa, extrapolada por el cuento de Ken Kesey “Un día después de la muerte de Superman”. El certificado médico sólo estableció que la muerte de Cassady fue causada por una “congestión general”. Un periódico describió a Cassady simplemente como “un antiguo conductor de ferrocarril y asociado con miembros prominentes de las generaciones beatnik y hippie”.